3 de abril de 2013

Recordlective, un atajo para encontrar y reproducir álbumes completos sin registros

Cuando leo a los especialistas en contenidos digitales, solo percibo discursos sobre la importancia de la recomendación o sobre la efervescencia que han traído los servicios de música y la movilidad. Apuntes que tienen su valor, por supuesto. Pero que, en su mayor parte, me parecen guiños a la industria y los artistas para ganarse su confianza, olvidando a los consumidores. En especial a los ocasionales. Esos que no están todo el día pegados a un reproductor y no tienen ansia por descubrir cosas nuevas.

Lo cierto es que cuando busco en twitter para saber qué clase de apps demanda la gente o cómo acogen los cambios en una determinada plataforma, me llama la atención que lo que más abundan son los comentarios sobre herramientas para conseguir canciones sin pagar. Una realidad que lleva a pensar que, en lugar de otro servicio de música a la carta tipo Spotify, la mayoría de la gente necesita una cosa mucho más básica.



Con algo de promoción, una plataforma como Recordlective podría tener una buena cantidad de usuarios en el mundo hispanohablante, sospecho. Es un mashup de otros servicios: la información sobre artistas que posee MusicBrainz, los millones de canciones que se alojan en YouTube y los datos sobre consumo que almacena The Echo Nest. Buscas a un grupo y, si está en su base de datos, te ofrece una lista de los álbumes disponibles que puedes reproducir.



El sonido no es óptimo y su diseño o el modo de uso no es rompedor. Pero para empezar a utilizarlo ni siquiera te piden que te registres y no tienes que bajar ningún programa. Existe la opción de crear un perfil, pero es práctico sólo si quieres elaborar listas de reproducción y compartirlas. En general, es una herramienta que va al grano, sin demasiadas prestaciones. Aunque también relaciona a artistas y destaca alguno de sus álbumes. Si no le pides mucho, puede que cubra tus necesidades.

No hay comentarios:

Publicar un comentario