23 de agosto de 2012

Bandcamp lanza su versión móvil y demuestra que no todos necesitan una app

Ha habido más movimiento en la plataforma de distribución de música durante los últimos meses que en los casi cuatro años que lleva en funcionamiento. Después de crear una lista de ventas/ventana búsqueda y una pestaña para el merchandising, dos apartados que dinamizan el consumo en un servicio que hasta ahora era estático y cuya efectividad dependía casi totalmente del trabajo del usuario, lo último es su versión web para móvil.

Puede parecer tarde teniendo en cuenta la variedad de dispositivos y el pujante mercado que parecen ser las aplicaciones para teléfonos. Pero es que en Bandcamp han sido resolutivos y prácticos, creando algo que puede mover bien cualquier cacharro y verse en cualquier sistema operativo. En muy pocos días, las ventas realizadas desde teléfonos se han duplicado.

Y lo más importante, acaban de barrer la oferta de apps de grupos, donde estamos en una fase en la que todo vale. Todavía hay artistas que nos cobran por un puñado de canciones en directo, un foro, una agenda y una venta donde comprar su música. Por cada "Biophilia" de Björk o "Gossamer" de Passion Pit salen cientos de espacios funcionariales y sin gracia como el de Bloc Party.

¿Para qué pagar a un programador si Bandcamp en un móvil luce más que la mayoría de las apps estándar?

No hay comentarios:

Publicar un comentario